21.3.06

CHINCOLCO




Llegar a Chincolco no es fácil y permanecer allí tampoco. Sólo dos buses diarios salen hacia este pueblo olvidado en la precordillera. Por ahí pasó el Ejército Libertador en su camino hacia Santiago. Cuando Chincolco aún permanecía intacto. Mucho antes que el cura párroco, un fanático pinochetista demasiado querendón con los niños, hiciera leyenda y que el cuerpo golpeado y violado del joven Héctor Emilio Cortés, apareciera abandonado bajo la noche estrellada. Sin que hasta hoy - luego de quince años- se conozca quiénes fueron los culpables.


“EN CHINCOLCO SOMOS TODOS GAY”

El último bus sube apenas por el estrecho camino que conduce a Chincolco, su último destino. Son las 11 de la noche y la oscuridad es total. Tras cinco horas de viaje, el chofer deja a los lugareños a un costado de la ruta empinada a más de dos mil metros de altura y advierte: “Chincolco es súper tranquilo, pero está lleno de gay”.
En Pedro Montt sin número, las luces del Gerard Pub son las únicas que aún permanecen encendidas. Su dueño, Gerardo Castillo, se asoma por la mampara y con un delicado ademán invita a conocerlo. En la barra está sentado su amigo Rodrigo Castro, quien con aura misteriosa comenta: “Aquí hay una onda especial. Nunca he estado en Amsterdam, pero Chincolco… bien podría ser Amsterdam y por eso yo me siento bien. Por algo aquí llegan los gringos y los antropólogos a hacer sus tesis. Algo está pasando en Chincolco y pronto se va a descubrir…”
Gerardo está detrás del mesón escarbando entre una ruma de casetes. “Hoy tienes que cantar Rodrigo, no te puedes correr”, dice. Elige “Gracias a la vida”, en la voz de Mercedes Sosa. Rodrigo se niega a cantar, pero repite cada frase como si le encontrara sentido a cada palabra. “Aquí hay mucho gay. Lo digo con orgullo, aunque yo no llevo el estandarte… Por eso me gusta el Yerko y les gusta a todos, porque nos hace ‘boom, boom’”, dice mientras el famoso personaje hace de las suyas en la pantalla de un televisor viejo colgado en una esquina. “Aquí pasa lo mismo que en Santiago, no hay mucha diferencia, sólo que aquí se nota más. ¿Me entiendes? Los vicios están en todas partes, no sólo en la ciudad”, argumenta. Rodrigo usa el pelo largo, sus dedos también son largos y los mueve coquetamente al hablar. Nacido y criado en Chincolco hoy tiene 44 años. Con Gerardo se conocen desde que eran compañeros del Liceo de hombres.
“En el fondo” -dice Gerardo-, en Chincolco hay mucha soledad y mucho cinismo. Todos saben lo que acá pasa, pero nadie dice nada. Antes, el centro de acá era la iglesia. El padre Miguel Jaramillo movía todo: las fiestas religiosas y las misas a las que iba todo el mundo. Pero se retiró hace muchos años ya y hoy la juventud prefiere salir a carretear”.
Según explica Gerardo, desde que en 1943 el cura párroco llegó desde Concepción a hacerse cargo del destino moral del pueblo, fue adquiriendo cada vez más poder. “Tenía una gran capacidad de mover masas –afirma-, “tenía mucha influencia, se movía políticamente y además... tenía preferencia por los niños hombres. Le decían “el Paúl Schaeffer chico”. Se dice que durmió con el ex alcalde de Petorca, Luis Pérez Torres, quien ganó la elección gracias a los votos de la gente que seguía al cura. Según el pueblo, se casaron en secreto. Cuando el cura se retiró en 1988 dijeron que estaba enfermo, pero la verdad es que su salida la pidió el obispo de San Felipe, Manuel Camilo Vial, porque consideró que era muy de derecha. El cura Jaramillo fue el Pinochet de este pueblo”.

“CURA DE MI PUEBLO...”

La única iglesia de Chincolco se ubica frente al retén de Carabineros. En su entrada, una gastada placa de bronce rinde homenaje al cura párroco Miguel Jaramillo Benítez “por la obra religiosa y patriótica” realizada. Pero en el pueblo, la opinión de los vecinos está dividida: algunos dicen que hizo más por Chincolco que cualquier otro alcalde, mientras otros lo acusan directamente de ser pedófilo.
“El pueblo funcionaba bien, porque se hacía lo que él decía. Pero no era una persona buena. Se podría decir que era como un dictador”, asegura Norma Saavedra, quien trabajó como ama de llaves en su casa. “Yo le trabajé 15 años y hoy ni siquiera me saluda. ¿Usted ha visto la placa que está en la iglesia?... Él mismo se la mandó a hacer. Es cierto que fundó una escuela y un hospital, pero era un hombre muy malo...”. A esta mujer no le gusta recordar esos años y llora cada vez que lo hace. “...Se le notaba su preferencia por los hombres. A las mujeres no las soportaba. En la casa había cinco baños, pero nosotras no podíamos usarlos. Teníamos que ir al cerro para hacer nuestras necesidades”.
A las siete de la mañana, Norma debía acudir de punta en blanco al llamado de la campanilla para servirle el desayuno. “El padre era muy estricto. Se hacía el menú que él disponía. Tres entradas, tres platos y tres postres, todos los días...”. Pero lo que más le llamó la atención de los movimientos de ese hogar fueron las cenas nocturnas. “Se veían cosas muy raras. Recuerdo que todos los miércoles invitaba a dos o tres niños a cenar. Después de servir la comida, yo me iba para la casa. Lo que ahí pasaba, no se lo podría decir, pero si acá está lleno de homosexuales, es en gran parte por culpa de él”.
Miguel Jaramillo hoy tiene 85 años y vive en una casa colonial pintada de rojo en Pedro Montt sin número. En el salón tiene colgada una gran foto de Augusto Pinochet que puede ser vista desde la ventana. Ya no sale a la calle ni recibe a nadie. Lo asisten unos mellizos a los que crió desde muy niños, cuando le fueron entregados por sus padres hace más de 30 años.

LA CADENA SIN FIN

“Por culpa del cura ahora son todos pervertidos. Y los que ya son pervertidos, pervierten a los más niños. ¡Si es una cosa de nunca acabar!”, cuenta una vecina que llegó a vivir a Chincolco atraída por la belleza del paisaje. “Cuando llegué, no me di cuenta de nada. Me puse a pololear con un tipo y al tiempo nos fuimos a vivir juntos, hasta que un día lo pillé saltando en mi propia cama con un paco de aquí del retén. Es que acá todos son maricones, pero todos”.
Después de este episodio, su pareja le confesó que una noche estaba tomando en el Soviet (shopería y lugar de encuentro de homosexuales), y que cuando fue al baño, llegó un tipo y le chupó el pene. “Desde ahí que le quedó gustando. ¡Si en ese lugar, pasa de todo!”, afirma con rabia, “el otro día pasé por ahí y afuera estaban de a dos y hasta de a tres besándose, como si nada. Aquí hay mucho desgeneramiento. Es como una cadena. El mismo Juan Mono era un chiquillo súper inteligente, rubiecito, y el Gonzalo lo pervirtió. ¡Si usted los viera!”.
La amiga que la acompaña ratifica su versión. Cuenta que ambos jóvenes frecuentemente acuden a comprar a su pastelería, y “entran muy campantes de la mano, y hasta se dan besos”. Continúa señalando que “todos dicen que al curita le gustaban los niños. Mire usted lo que le pasó al finado Emilio. Era un niño bueno, era cola. Por eso lo mataron al pobre...”

EL FINADO EMILIO

“Un paco mató a un compadre que era maricón, el finado Emilio. Era su amante, le limpiaba la gorra y le lavaba los calzoncillos. Le decían el paco Cancino. Lo mató para que su mujer se enterara que era homosexual. Al Emilio, se lo llevaron al cementerio, lo violaron, le metieron una botella por atrás. Lo torturaron. Todo para que ella no supiera”. La versión que relata un lugareño, es una de las tantas que circulan por el pueblo en torno a la muerte de Héctor Emilio Cortés.
En el cementerio de Chincolco una cruz de madera señala la fecha de su defunción: el 18 de agosto de 1987. No hay epitafio, tampoco está la fecha de su nacimiento. Según calcula el cuidador, Emilio tendría unos 26 años cuando su cadáver fue encontrado en una casa abandonada. “Nadie lo viene a ver, porque no tiene familia. Y todavía no se sabe quien fue el asesino. Pero así es aquí. Se dice que corrió mucha plata”, relata.
Una mujer que conoció a la madre del joven, afirma que “lo llevaron cerca del cementerio para violarlo. Él mismo contaba después que le metieron penes por todos lados, hasta en los oídos. Al final, le metieron una botella de pisco en el ano. Él siempre dijo quienes le habían hecho eso y después los denunció. Cuando llegó el momento en que tenían que presentarse al juzgado, lo mataron”.
Norma Saavedra, la misma que trabajó para el cura, recuerda que “había muchos implicados en esa historia. Había uno al que le dicen el Conejo, lo acabo de ver, se llama Carlos Quiroz. Lo tuvieron detenido, pero después lo soltaron. Se arreglaron ahí, ¿no ve que había un carabinero metido? A él no le pasó nada, sólo lo trasladaron”.
A Emilio Cortés lo habrían ido a buscar a su casa para celebrar una despedida de soltero en que él iba a ser el chiche de la fiesta. “Poco después de eso, le llegó una carta de aviso,-recuerda Norma- donde le decían que se fuera lejos porque si no, lo iban a matar. Pero él se quedó y justo cuando se acercaba el comparendo, lo mataron. Decían que el Emilio era homosexual, pero no tenían porqué hacerle eso, porque era un chiquillo muy bueno, muy servicial. ¡Fue una maldad muy grande! Lamentablemente, la persona que supo todo, se fue también... era mi marido”.
El esposo de Norma se volcó en camión cuando regresaba de las faenas mineras de Petorca en febrero de 1988. “Estábamos separados, él me dijo, ‘tengo un susto muy grande Normita y ya no puedo más. Vi algo que ya no puedo callar. No estoy tranquilo, ya no puedo dormirme, yo no estoy bien’. Al otro día, falleció. Tenía 41 años. La última noche que lo vi me dijo que íbamos a estar juntos de nuevo, y me abrazaba, pero transpiraba helado. Él no estaba bien. Dicen que retrocedió tres veces con su camión y que después se tiró.”
Después de quince años, los culpables de la muerte de Emilio, aún rondan por Chincolco.

32 comentarios:

victor.pizarro.t dijo...

saben no entiendo el porque la gente se empeña tanto en crear cuentos y otro tipo de cosas para darce a conocer, este articulo salio en un periodico o lo que sea llamado the clinic, creo que asi se escribe, en donde no les interesa si dañan a alguien en este caso a todo un pueblo y su comunidad, yo soy de Chincolco mi nombre es Victor Pizarro Toro, y estoy orgulloso de mi pueblo, y puedo asegurar que lo que se dice en el articulo en su mayoria es mentira sobre todo en que todos sus avitantes hombres sean gay,seamos mas concientes en publicar algo esto es para todos no dañemos a todo el que se nos acurra por un problema personal,me despido.

Alexandra dijo...

ese artículo lo reporteé y lo escribí yo, Alejandra Delgado hace cuatro
años. Lo subí a la red para mostrárselo a un colega ecuatoriano. Yo soy
periodista y sé muy bien cual es mi oficio. Lo que ahí está escrito no
es mentira pues yo estuve allá y la gente que habla no soy yo sino tus
propios coterráneos. Pregúntales a las fuentes que aparecen
mencionadas.
´Te felicito por estar orgulloso de tu pueblo porque es cierto que
son buenísimas personas. Hay gente que aún veo y no se espantan por lo
que el texto dice. Quien nada hace nada teme.
Saludos
Alejandra

Claudio Arenas dijo...

La verdad es que me asombra que Alejandra sea una profesional y se atreva a publicar situaciones que no comprobo, ella misma señala que hablo con algunas personas, y que te dieron nombres, Alejandra tu hablaste con las personas aludidas, les preguntaste, hiciste una investigacion acababa, me parece que no, entonces, lamentablemente te conviertes en una mas de las personas que comentillan en las esquinas. y eso no es profesional, por que supongo que para eso no fuiste a la Universidad. El contar lo que otros dicen lo puede hacer cualquiera, lo importante es averiguar y entregar cosas concretas, para que como periodista te crean y aportes verdades. En este caso si esto es verdad tu no aportas nada concreto para que te crean, asea no has hecho bien la pega. Ahora bien yo creo que si tu trabajo era ensuciar el nombre de Chincolco, eso si lo lograste, y quiero contarte que estamos haciendo mucho esfuerzo para cambiar lo que tu escribes. Yo no puedo defender a las personas aludidas, por que la verdad sea dicha que al menos algunos de los informantes y los citados talves son homosexuales, pero te debo decir con claridad que yo soy Chincolcano de Lomo y toro y nunca he comprabado tal situacion, ahora si tu la comprobaste, da entonces tu experiencia y no comentes el cahuin del barrio. Ahora bien las situaciones que aca suceden a si hay mas o menos gay, eso es problema de cada uno, pero importante seria destacar tambien los bueno, no solo ser cerrada y mostrar lo malo, tenemos gente de nuestro pueblo que se ha destacado nacionalmente, pero probablemente eso tu lo no sepas, ya que tu labor cuando visitaste Chincolco, fue una sola. Por ultimo te invito a Chincolco, hay otros lugares que visitar y con mas personas que converzar. Y a Chincolco llegan mas buses de los que mencionas... te sirven tambien los de La Porteña que salen casi media hora desde la Ligua. Hay Coectivos, aun no tenemos tren ni metro, Y Chincolco esta ubicado alrededor de 700 metros sobre el nevel del mar y no a 2000 como citas en tu desafortunado articulo. Un aporte real hubiese sido el que dieras datos concretos y reales, sacados de las entidades correspondientes sobre el caso de Emilio. lo que tu ecribes ya se sabe, pero en la conversa de la esquina. Alejandra tienes tarea pendiente. Y te deseo que mejores para que realmente seas un aporte serio y profesional al periodismo Chileno.

Cualquier duda o informacion, al mail chincolco@gmail.com

Atte:

Claudio Arenas

Anónimo dijo...

Que lastima que una profesional como dices ser tu alejandra, recurra a tales bajesas para hacer noticias, yo soy chincolcano orugulloso de mi pueblo y de mis raicez y no creo que con tan mala clase de comentarios como los tuyos puedas bajar la bandera de desafio que tenemos los chincolcanos bien nacidos por sacar a mi tierra adelante, me queda claro que eres una resentida social al referirte mal al LIBERTADOR DE LA PATRIA, EL GENERAL PINOCHET, como puedes ver soy pinochetista, chileno y chincolcano lleno de orgullo, sabes si tildas de tal manera a mi pueblo es porque tu eres PROSTITUTA, que te entremetes en el submundo para dar rienda suelta a su basura y luego jugar a ser una persona intachable, te recomiendo mirarte al espejo y si quieres mostrar de chile a fuera, te crecuerdo que en ecuador primeramente de ser indios no tienen nada que invidiarle a los demas paises latinos con sus problemas socilales, te agradeceria que seas mas equilibrada y tambien destaques lo bueno aunque al decir verdad gentusa como tu no necesita CHINCOLCO y ningun lugar para salir adelante, si quieres buscar buenas fuentes de informacion como una verdadera periodista ve a lo indicado y dejate de justificarte en su identidad secreta que tanto te empeñas en ocultar culpando a otros.
si es que te mereces respeto
Daniel Pizarro M.

ilari dijo...

Hace aproximadamente 10 años atrás, cuando aún era estudiante de tercer año de Antropología Social,decidimos con nuestro curso y con nuestro profesor de Antropología Económica realizar un estudio en terreno sobre "cómo se implementan las políticas del estado en una localidad rural".

Después de un largo debate se decidió llevar a cabo dicho estudio en Chincolco, distante a sólo un par de horas de Santiago. Los preparativos para un trabajo en terreno, no son menores, si tan mal no voy con las cifras, durante casi un mes las comisiones de trabajo de cada una de las áreas del estudio indagó en varios y profundos temas respecto a los organismos que intervienen el territorio. Recuerdo que tres semanas antes del estudio viajamos a Valparaíso, con una colega y nos entrevistamos con tres personeros públicos que habían, en ese entonces, preparado la estrategia de Desarrollo Regional, que por aquel entonces nos arrojó importantes cifras comunales que de alguna manera visivilizaban las necesidades de la comunidad.

Realizamos en las semanas previas tres o cuatro talleres, donde los análisis e interpretacines de cada una de las áreas temáticas fueron puestos en conocimiento de todas y todos los alumnos que pertenecían al curso en cuestión.
Partimos a nuestro trabajo en terreno, llegamos a una casa que nos facilitó, vía Fosis, si mal no recuerdo, para utilizarla como espacio de vivienda transitoria, miéntras realizábamos el estudio.

El primer día fue de reconocimiento del espacio territorial, deseábamos ambientarnos a sus habitantes, calles y
olores. El segundo día comenzamos a conversar con los habitantes del sector, nos separamos en equipos de dos personas para no intervenir, demasiado, en las dinámicas diarias de los chincolcanos y obviamente para que no pareciésemos una verdadera patota de investigadores sociales acechando a vuestra comunidad.

Al final del día nos juntábamos en la casa, antes mencionada, y compartíamos nuestras apreciaciones con respecto a las temáticas que debíamos contrastar, y para sorpresa de un número importante de nosotros nos encontramos con un relato común y era que un número importante de los habitantes de aquella localidad era "GAY".

Obviamente que en un trabajo antropológico en terreno, con meses de preparación, tanto en la parte operativa como en la búsqueda de información pertinente para dicho estudio, no es menor que uno se encuentre con este tipo de información. El tercer día nos dimos cuenta que muchos de los entrevistados eran GAY, comenzamos entonces a indagar acerca de aquella historia que envolvío, a esta pequeña localidad, hace muchoa atrás en una incubadora de "Orgullo Gay".

Después de una larga conversación, entre profesores y alumnos, decidimos que nuestro objeto de estudio, ya no sería uno, sino dos, por un lado el tema de las políticas de intervención estatal y por otro la historia de aquel cura que violó a un número importante de hombres, que permanecían en aquel internado.

Despúes de casi dos semanas de estudio, nos fuimos con un material importante, tanto en entrevistas grabadas, fotografías, como en relatos de un número no menor de habitantes de Chincolco.

No es mi intención dar a conocer los resultados del estudio, imposible también resulta por el formato de este medio cibernético, son varias decenas de páginas escritas por 9 antropólogos sociales.

Si mi intención es dejar en claro que la periodista increpada en forma tan inescrupulosa y grosera, por parte de 3 habitantes de Chincolco, me parece extremadamente complicada.

Primero porque fui yo quien dió el dato a Alejandra Delgado, Periodista e Historiadora de la Universidad de Chile, sobre la existencia de este "PUEBLO GAY" (que es obvio se entiende que no todos los que viven en él son gay, pero si un número importante).

Segundo que las pruebas con las que contó la periodista para asomarse a esta realidad social, fueron dadas por mi persona, después de un acabado y extenso estudio realizado en la zona.

Tercero, no es menor que exista un Chincolco en Chile, muchos sabemos de la dramática historia que sufrieron decenas de hombres (en ese entonces niños) que fueron abusados, reiteradamente, por el cura de la institución, no es un caso aislado, hemos estado atentos a la creciente ola de abusos sexuales cometidos por persojajes que pertenecen a la orden católica.

Cuarto, si nace esta aversión tan aberrante, según mi punto de vista, por habitantes GAY de una localidad rural, sólo ello da cuenta de la poca tolerancia y reconocimiento que debieran tener sus propios habitantes con este opción sexual.

Quinto Alejandra eres una excelente periodista, no en vano estás en el luigar que estás, por mi parte quiero felicitarte una vez más por el excelente reportaje que hiciste acerca del "pueblo de chincolco".

Ilari Martínez
Antropóloga Social

Anónimo dijo...

a ver, es fuerte empezar a buscar en internet, alguna información, fotos etc... acerca de chincolco, y encontrarte con este blogger aludiendo temas que no son nuevos de nuestro pueblo.
YO soy chincolcana, me gusta mucho el pueblo, soy muy feliz cuando viajo y veo a mi familia, conosco a mucha gente y todos son especiales y todos bien sabemos que "pueblo chico, infierno grande" se que alejandra es una profesional, no es mi intensión atacarla, ella llegó al pueblo porque alguién le informó sobre la vida allí, reporteó y supongo que escribió lo que tenía que escribir, y porque la misma gente vendió en una muy baja suma las historias de chincolco (que por lo demás ninguna es comprobada). Puedo entender, que las personas que escribieron en este blogger están enojadas, dolidas, pero.... si a la bolocco la hicieron trizas con unas pocas fotillos que no comprueban nada!!! imaginense ¡ a quien mierda le va a interesar si en chincolco hay puros gays??!!!. Me da mucha lata que la misma gente de allá, hable tanta brutalidad (que dejo bien en claro que no es culpa de la periodista) no saben ni se miden en comentar hechos que nadie tiene claro. para mi, en lo personal, es un daño que nos hacemos nosotros mismos.. si tu quieres a tu pueblo, jamás comentarías cosas negativas que afectaran la vida social del mismo. Esta gente que atestiguó sobre los hechos que todos conocemos y por lo cual no nos podemos hacer los wuebones, es la típica gente que ya no puedes ponerle un corcho en la boca para que se quede callada. lamentablemente en todas partes habrá gente que ensucie el lugar donde vive, nose que tanto perderan ellos, pero en fin.
Lo que si, quiero aludir en este posteo, es que la alejandra quiso presentar un pueblo fantasma donde pasan cosas ocultas y que son turbias.. a eso yo le reclamo, creo que la televisión de gerardo es bien moderna, cualquiera le gustaría tener una televisión así en la ciudad. chincolco es bien iluminado, tiene pavimentadas todas sus calles, hay locomoción para tirar a la chuña, ni siquiera hace 10 años atrás era pobre la locomoción, es muy visitado por gente ajena a nuestro pueblo, la mayoría se va muy entusiasmado y a veces maravillado.. y por último.. y vuelo a repetir.. a quien mierda le va interesar si hay locales gays o si todos son gay, o si el cura era pedófilo (jaja eso si que es un verdadero chiste) para mi solo al que nació gris y le gusta la copucha.
eso no mas

Anónimo dijo...

si ustedes conversaran con la mayoria de los chincolcanos todan saben da las andanzas de este cura que se violo a muchos niños

Anónimo dijo...

Estimados, buscando información sobre mi pueblo natal me encuentro con este tema sobre Chincolco que aun lo visito alrededor de 8 veces al año y estoy algunos días en mis vacaciones.
Creo que el artículo publicado en The Clinic no nos favoreció para nada y no olviden de uno publicado por el Mercurio, específicamente por la revista del domingo (creo que así se llamaba o en viaje) sobre un artículo de rally de Stgo a San Felipe hace ya varios años, claro que en ese caso era con la descripción de la zona que era un 80% inexacta, como por ejemplo, decir que los huasos andaban aperados, que solo existían 5 autos en el pueblo, que cuando pasaba uno la gente se quedaba mirándolos como si no los conocieran y que para llegar a San Felipe había que irse por Alicahue y para ello se pasaba por los Pedernales (esta hacia el norte) siendo que se pasa por Sobrante en dirección sur.
En este artículo la periodista básicamente incurre en algunos errores al contextualizar el pueblo, se me viene a la mente que fue un día de invierno, un viaje largo de alrededor de 4,5 hrs llegando de noche y al otro día sola sin conocidos, claro que se quedo con otra imagen, por ejemplo cuando uno viaja en verano que esta todo seco y caluroso es muy distinto a ir en primavera que esta todo verde, los cerros nevados y temperatura agradable.
Lo de “pueblo olvidado” carece de fundamentos, lo de la locomoción es talmente irreal, desde Valparaíso existen recorridos cada una hora y en ciertos horarios cada 30 min., si bien es cierto desde santiago hay tres recorridos diarios que son directos, también se puede llegar hasta la ligua y de ahí a Chincolco cada una hora como tiempo máximo, la altura indicada es realmente inexacta (creo que es un error común hasta en los más destacados periodistas con detalles como el de este tipo) que indica 2000 mt de altura, el promedio real del pueblo es de 650 mts. (el famoso cerro Caren tiene un poco mas 2300 metro de altura), las fotos además no son representativa del pueblo y en b/n ayudan atener una visión errada, pero muy efectiva de lo que se esta describiendo. No tengo claro lo del ejército libertador, es primera vez que lo escucho, creo que no es cierto, o que si Chincolco fue comuna en antiguas divisiones territoriales. Lamento profundamente que las personas ya de edad no usan los medios disponibles para contar la historia de tosdos los pueblos donde nacieron y se criaron, creo si será interesante, como los que emigraron de zonas rurales de la cuarta región y se establecieron en el pueblo cuando era fundo, por eso estaban marginados en los cerros, o cuando la gente debía viajar con carretas a San Felipe a vender sus cosechas y demoraban a veces meses, o cuando no existía donde comprar azúcar y solo se usaba la miel o cuando no existía locomoción y viajaban a Petorca a tomar el tren, creo que había una señora viuda que tenia una especie de victoria y ese era su medio de trasporte hasta Petorca, o si alguien sabe que antiguamente habían palmas chilenas en la zona, etc, estos temas serán importantes recopilar.

Volviendo al tema principal, hay que reconocer que lo que se escribe en el articulo es lo que realmente se ha comentado, creo que no es necesario hacer una investigación al respecto y es lo que se conoció en su tiempo ( yo era estudiante de EM en esos años) y que se ha trasmitido al pasar los años y es efectivo lo del famoso cura, la muerte del “Emilio” y lo que pasa con la homosexualidad en el pueblo es raro y muy real, y esto no significa que todos sean gay, pero lamentablemente en un pueblo chico, todos lo comentan. En todas partes existen bisexuales tanto hombres como mujeres, con la sola la diferencia que allá todo se sabe, ademas, parece que hubiese una competencia entre ellos en darlo a conocer, creo que es una tasa mas alta de la normal por cada 1000 habitantes, y por cierto es la imagen que se tiene afuera, sobre todo para los que hemos emigrado en busca de mejores expectativas ya hace mas de 2 décadas. Pero creo que estos tiempos es algo del pasado que solo los que tenemos mas de 30 lo sabemos.

Hay mucho por hacer en Chincolco aun, pero también hay que destacar cosas buenas que se han hecho los últimos 10 a 15 años, como la pavimentación de la mayoría de sus calles principales y la que llevan a los sectores aledaños y en especial el auge de plantaciones generando mano de obra, aunque obviamente no es bien pagada pero era una necesidad de toda la zona debido a la nula actividad económica en otro rubros.
A pesar que no me gustó el artículo publicado en su momento y que tuve la posibilidad de leerlo, creo si queremos defenderlo o opinar tenemos que ser mas objetivos y respetuoso de los demás, la política hay que obviarla ya que sierre hiere susectibilidades. Ya es tiempo que nos olvidemos de “pinocho”( con respeto para sus admiradores) y miremos hacia delante.
Si se pide respeto por el pueblo no podemos atacar con tanta bajeza a la periodista, aun que estemos en desacuerdo, en especial para Daniel Pizarro ya que se desacredita totalmente su opinión, aprendamos de una ves por todas a respetarlos.


Finalmente un saludo para todos los chincolcanos de corazón y para Alejandra Delgado que le dio la mala fama a Chincolco… pero solo más allá de la comuna. Me gustaría que la Sra. antropóloga Ilari Martínez indicara un resumen sobre los resultados de la investigación realizada ya años atrás como lo indica.

Saludos,
Rafael

Anónimo dijo...

Una estrecha ruta, un camino a mas de 2000 metros de altura JAJAJAJA que buena periodista eres. JAJAJA por eso Trabajas para el The CLinic JAJAJA.

Anónimo dijo...

Anoche, sin quererlo, me encontré con este escrito y pienso que lo expuesto no está lejos de lo real. Algo tiene ese lugar...
Lamentablemente, mi ex-pareja a quien quise (quiero aún) mucho, viajó como "misionero" a dicha localidad. Eran misiones religiosas de Los Andes y otros sectores.
Una noche me llamó algo angustiado o complicado (no lo sé) para comentarme del "exceso" que se estaba dando al tema gay y homosexualidad por parte del "cura" y otros coordinadores. La burla y trato para con el tema, etc. ¡Me preocupó!
Debo comentar, que el término de nuestra relación fue producto de dicho viaje, donde (al parecer) un tercero se involucró y según sus palabras, lo desiquilibró.
No soy del lugar, no lo conozco, pero algo existe allí...
Este escrito me hizo reflexionar, tanto en lo que perdí y debí asumir, como en el concepto de las "misiones religiosas de jóvenes" que al parecer NO están bien orientadas, menos llegando a lugares como este que pueden perturbar a las personas. ¡Cuidado Guías Religiosos! Son jóvenes, y algunos gay (hombres o mujeres), pero cada cosa en su momento y lugar. La condición gay debe ser correctamente orientada, y no que esto sirva para aprovechar oportunidades.
Soy un gay adulto, católico y responsable. Asumo cabalmente mis actos como lo escrito aqui, y obviamente creo que nadie merece pasar por cosas así, ya sea hétero o gay.
Es de reconocer, algo tiene ese lugar...

Anónimo dijo...

« Anterior Siguiente »
30/01/08 Cámara: Canon Power Shot A400
Enviar esta foto por e-mail Enviar una postal con esta foto Etiquetas adhesivas con tus fotos Permalink
[Doctor.corazón]
+
++
+++
++
+

Chincolco [Agua de Chincoles].

Es un pueblo pintoresco con características coloniales. Se ubica a 10 kms. De Petorca, accediendo a él por un camino pavimentado; en este lugar se pueden realizar paseos, excursiones, tomar fotografías, hacer picnic, asistir a rodeos o degustar comidas típicas.

Interesante resulta visitar la Iglesia de Chincolco, esta fue una bodega donada por la familia Prado Monzón, la que fue acondicionada como iglesia el año 1943.

Fuente: Sernatur Valparaíso.




Mi Realidad en Chincolco.

Bueno todo comienza con una invitación a la cual se invita a un grupo de jóvenes provenientes del decanato del Aconcagua a participar de misiones juveniles un proyecto que se realizara durante tres años seguidos. Llegamos el día 2 de enero al rededor de las 19.00 aproximadamente y desde ese momento sentimos la hospitalidad de las personas la preocupación existente por un grupo de jóvenes que en cierta manera veníamos a demostrar a los jóvenes Chincolcanos que nosotros si seguimos a Jesús y venimos a realizar obras concretas al pueblo.

Llegamos al colegio Sagrado Corazón (Colegio parroquial) ahí transcurrieron 13 días maravillosos, diversas emociones quedaran ahí, risas, lagrimas, reflejos, etc. Al momento de llegar veníamos con muchas dudas, probablemente muchos miedos, cosas que con el paso de los días fueron desapareciendo, nos acercamos a un grupo de niños que estaban en un internado que esta dentro del mismo lugar donde nos encontramos, soñamos, compartimos, entregamos.

La realidad del pueblo es de personas que viven de su trabajo principalmente de la agricultura y principalmente un pueblo en donde poco a poco las tradiciones se van perdiendo con la migración de las personas, sin duda me llamo la atención la hospitalidad de las personas, la entrega y la sinceridad que ellos tuvieron con nosotros, gracias a ellos conocimos la propia realidad de Chincolco y como esta nos movió el piso comparándolas con nuestra propia realidad.
Como estas personas tienen una alegría permanente y un optimismo frente a la vida, ellos reconocen el trabajo realizado por el Padre Jaramillo y por tanto todo lo que se pueda decir simplemente queda en la suposición porque al menos creo que si hablamos debemos hablarlo desde nuestra propia realidad y no de comentarios vagos de terceros. Me pregunto dónde se encuentran a esas personas que mencionan en aquel artículo que he visto por ahí en un fotolog ya que el misionar como primer objetivo es “Conocer la realidad de Chincolco y nuestra propia realidad” y creo no haber conocido ni escuchado hablar de esas personas, pero en fin son solo comentarios.

En cierta manera todo lo vivido en Chincolco quedara durante todo este año en mi corazón, probablemente parte de mi quedo en ese lugar, ese lugar abrió mis ojos y quizás me hizo pensar en ese amor que decía tener y comprender que ese amor no era más que un simple cariño; cariño que por más que tratara no pasaría a más por el hecho de que somos personas muy distintas y si en un momento me sentí cómodo al terminar ya me sentía ahogado. Por lo mismo recomiendo que la mejor forma de reencontrarse con nosotros mismos y encontrar las respuestas es visitando Chincolco un pueblo mágico y con tradición.

Anónimo dijo...

Buenas.
Soy un chincolcano cuarenton y conozco el pueblo y a su gente como a mi mismo,me tocó conocer a muchos de los personajes mencionados en el articulo, hice mi primera comunión, conocí al emilio, a doña norma, etc., casi todo lo que se dice es verdad, salvo algunos antecedentes sobre su altitud, pero eso son nimiedades, chincolco es un pequeño feudo gobernado por algunas familias históricas o que han nacido al alero de la " democracia", el amiguismo es muy común,el sapeo es muy comun, el chaqueteo es muy común y la hipocrecía es muy común, algún día ojlà que cambie, el pueblo es hermoso, pero la clase gobernate es muy penca, no sirven , se sirven, como en tantos lados de chile.....váyanse a la m.......

Anónimo dijo...

SE me olvidaba, no todo lo dicho es verdad, hay maricones del trasero y maricones de la cabeza......vale la diferenciacion....

Anónimo dijo...

Después de largo tiempo, volví a este blog, y me encuentro con nuevo escrito. Particularmente, uno realizado justamente ayer!

En realidad, luego de leer todo, creo que aquí no caben más dudas, y como dice el sabio refrán, "las excusas agraban más la falta".

Sinceramente, espero que lo que allí sucedió y sucede, no se vuelva a dar jamás.

Los arrepentimientos, después de meses se pueden agradecer, pero lo vivido y acontecido (y porque no decirlo, sufrido) queda en el corazón y jamás se olvida. Es pasado, y se guarda. Pero el pasado es el cimiento de nuestro futuro.

Suerte a dicho pueblo, y surgimiento a la gente y sus familias que trabajan por el bien, pero en todo el amplio y verdadero concepto de la palabra, ya sean estos héteros o gay.

M.

Juan dijo...

Lo del Primer post que responde Victor Pizarro tiene toda la razon como, tu como periodista no tienes nada y de profecional menos, donde sacaste el titulo lo compraste jajajaja.
No se hace un reportaje estando un dia y sin visitar el entorno eso es mediocridad a lo mejor tambien tienes tus reportajes en la Ultimas Noticias.

Juan Delgado (Ojala no seamos Familiares)

Anónimo dijo...

Por donde comenzar... tengo sentimientos encontrados, rabia con esta persona, y un poco de desilución por encontrarme con tanta brutalidad por parte de la gente, mi querido y amado chincolco , lugar mágico que me ha visto crecer como persona,viajo alrededor de quince veces al año si es que no mas y se me llenan los ojitos de lágrimas al pensar que el tema se de así tan fácil para una inescrupulosa y poco profesional(mal informada).

queridos amigos y gente de chincolco: Nada tenemos que demostrarle, a nadie,cada cual con su identidad,pensemos que es fácil hacer leña del árbol caído,si lo que vende es eso, la copucha.chincolco es un lugar envidiable , muy lindo, muy tranquilo,por lo demas esos acontecimientos son lamentables y es de esperar que jamas vuelvan a ocurrir,agradecidos debieramos de estar de que alejandra no haya sido de chincolco ,porque eso si que destruiria mi existencia,ajajaja.acotando como ultimo punto,con fé en Dios de que alejandra vea la "luz" y repita sus estudios universitarios en una mejor universidad,para que ética sea tu ramo de preferencia es que te hace falta.por no considerar el daño que provocaste ,no has hecho ningun aporte,quizás tu vida a sido una porqueria y por eso ahora siento lástima de ti , de lo pobre que eres,porque sabes? no tienes nada,nisiquiera el orgullo de escribir la verdad. yo estudio una carrera relacionada con la comunicación, y debo decir que careces de asertividad,empatía y otros tantos elementos más que deberia tener tu perfi de "profesional". suerte alejandra porque la vas a necesitar.

Sujey Pizarro R.

matias villalobos dijo...

que lastima i que miserables acotaciones sacas de choferes que creo que tu los has tomado como guias tutristicos. que verguenza saber el tipo de profesional que eres. denigras lo correcto i te llevas a la cabeza(si es que la usas) miles de especulaciones. discrepo a tu profesionalismo y mas aun lo comun que fuiste a diririgirte hacia una comunidad porque no hablas de una persona, eres basica no dudaria que eres una principiante , pues con este documento que expones lo dejas demostrado en los primeros parrafos , lo siento no quiero decir q me das lastima, no soy quien para sentirlo i menos por ti pero si creo q tienes coraje al referirte de esta manera sabiendo el daño que provocas a la humilde i esforsada gente de este pueblo

adios i no saques conclusiones del THE CLINIC es el diario mas informal i de donde sacaste la mayor cantidad de lineas de este tu articulo, i con lo qu te digo sigo encontrando defectos en ti como el plagio i la falta de etica en tu trabajo..


que tengas un buen dia


CIAO PESKAO


MATIAS VILLALOBOS VICENCIO

Anónimo dijo...

la periodista que iso este reportage no vale nada, tiene cero etica profesional soy un chincolcano de corazon si querias tener tu minuto de fama lo lograste, pero con puras mentiras y cuentos de viejas chismosas que no tienen nada de bueno lo mejor seria que no existiesn

ricardo dijo...

yo,soy una persona que trabaje con jaramillo varios años,y me duele mucho escuchar a personas que dicen cosas de el,lo cual mentiria si alguna vez vi algo extraño con respecto a jaramillo,yo trabaje varios añoscon el y me tocaba recorrer toda la comuna,y en todad partes querian mucho a jaramillo,y nunca vi un gesto de que fuese pedofilo,como dicen varias personas.

Roberto dijo...

Recuerdo que cuando yo era chico el Padre Jaramillo hacía hartas cosas por la comunidad ya que ninguna autoridad se las jugaba por hacer algo bueno, recuerdo las onces que organizaba con todos los niños después de misa (no siempre pero siempre se procupaba) recuerdo ademàs la cantidad de devotos que concurrían a la iglesia que hasta estaban fuera de ella para escuchar sus palabras, recuerdo ademas las fistas religiosas que se celebraban, todo el pueblo salìa a celebrar ... por que tan mal agradecidos ??? Además la sra. Norma después de trabajar tantos años con el Padre Jaramillo si vió algo raro por que no habló antes y dio aviso a Carabineros ?? aaaa pero lo olvidaba recuerdo que también mencionó que eran gays jajajajajaja Sra. Norma después que el Padre le mató el hambre viene a hablar así ?? no tiene perdón de dios o tal vez usted le tenía ganas al Padre y el no la pescó ??? jajajajajaja tal vez eso le hace decir que era gay !! jajajaja bueno .
Dicen que en el Soviet hay concentración de maricones !! yo voy siempre y nunca he visto besos entre hombres, van chicos con sus pololas jóvenes como en todos lados pasando un rato agradable, veo hartas muchachas sonrientes por la vida junto a sus parejas !! eso será porque son gays ???? jajajaja Por último sra. Norma tal vez su marido transpiraba helado del sólo hecho de volver con usted no nos leamos la suerte entre gitanos Sra. Norma ......
En cuanto a la "periodista" que puedo decir más que regalado el título !! que lamentable ... en realidad no merece más palabras...
Ahora si terminando le envío un fuerte abrazo a todos mis coterrános me siento orgulloso de mi pueblo que en esta fecha está más hermoso que nunca !!!

Anónimo dijo...

YO TAMBIEN FUI PROFESOR MUCHOS AÑOS EN CHINCOLCO Y DOY FE LA QUE DICE LA SEÑORA NORMA, TRABAJE JUNTO AL CURA Y SI YO QUISIERA PODRIA DAR MUCHOS NOMBRES DE JOVENES QUE PASARON POR ESA SITUCION PERO POR RESPETO A SUS HIJOS Y MUJER NO LOS VOY A REVELAR YO TAMBIEN FUE UNO DE ELLOS QUE CAI EN SU TRAMPA PERO NO TENIA OPORTUNIDAD DONDE DONDE IBA A TRABAJAR YA QUE EL SE HACERCABA A NOSOTROS CON EL FIN DE AYUDARNOS PERO DESPUES SE APROVECHABA DE NUESTRA SITUACION ECONOMICA.
SOLO PIDO QUE ALGUNA VEZ DIOS LO PERDONE PERO EL NOS HIZO MUCHO DAÑO HASTA EL DIA DE HOY OJALA ALGUN DIA ALGUIEN MAS VALIENTE QUE YO DE LA CARA Y LO ENFRENTE
GRACIAS.

Anónimo dijo...

Solo Dios le hara pagar las fechorias y abusos cometidos por el cura Jaramillo a muchos niños del Pueblo, quien con su poder de convencimiento y autoridad que le daba la sotana, abuso incansablemente de muchos niños y de quienes le rodeaban en sus diferentes formas. Es cierto, odiaba a las mujeres, a los canutos y a los comunistas.
Apunto con el dedo a quienes mayores en esos tiempos no se levantaron y dieron a conocer a las autoridades los abusos cometidos por este Cura.

Anonimo

Anónimo dijo...

todos aquellos que defienden al cura jaramillo es por que son unos cobardes y no se atreven a decir la verdad, ya que muchos ahora profesores fueron abusados por este supuesto cura, que se le respetaba nada mas por que hacia cosas buenas por el pueblo solo para que nadie sospechara nada...
todas las fiestas religiosas eran muy lindas,pero la verdad era un diablo vestido de cura...
SOLO DIOS LE HARA PAGAR TODO EL DAÑO QUE CAUSO,Y EN LO QUE CONVIRTIO A NUESTRO PUEBLO.


PD: GRANDE NORMITA POR QUE NADIE ES TAN VALIENTE COMO USTED PARA CONTAR TODA LA VERDAD.

Anónimo dijo...

si fuese asi como dicen lo siento mucho, pero si puedo decir que soy un chincolcano y quiero mucho al padre miguel jaramillo,y participe mucho con el ,nunca vi algo malo ,nunca vi una actitud rara. ,el es un sacerdote y dios sabra que hacer si el tuviera alguna responsabilidad, porque no tengo dudas de que toda la gente que ha hablado mal de este sacerdote,debe pensar <como ellos han actuado en su vida y que esta no es la forma de desquitarse de lo mal que han actuado.

Anónimo dijo...

puras colas en chincolco

Anónimo dijo...

Espero ir esta semana a Chincolco despues de 20 años.... da lo mismo si son gays o no, lo malo es el cura pedofilo, deberian cortarle la tula... y surcirle el traste.

Anónimo dijo...

Hola he entrado ha esta pagina por trabajo de la uni, pensaba que iva hacer algo interesante,ya que chile esta muy conocido por cosas de tecnologia solar y me encontre con geys y que importa los geys ellos viven su vida y no le piden a nadien para comer y no solamente alla hay geys sino en todo el mundo y la que escribio esto no sabe nada de ese pueblo y yo pienso para ser periodista fue un trabajo malo, pues se guio por personas sin educacion deviera haberse informado con gente que tubo contacto con, emilio, y el parroco que tenia chincolco en ese tiempo, ya que por informacion de mi mama que ella nacio alla y se crio, la gente sabia lo que pasaba y nunca hablaron porque despues de tanto tiempo se ganaron unos buenos pesos? lo unico que la periodista podria preguntar a los profesores antiguos de chincolco ya que muchos de allos trabajaban en el colegio sagrado corazon y ahora hay muchos metidos en la radio de chincolco,si necesita nombres podriamos decirle algunos la senorita Alegandra podria cambiar la profesion y escribir cuentos ya que para periodista hay que tener ideas de lo que se escribe. me da pena por ese pueblito antes de sacarlo adelante lo estan hundiendo mas, y yo personalmente previero Gays antes Politicos y parceleros que tienen porque ellos hacen mas danos que un pobre geys.

CURATATO dijo...

Sorprendente aqui es, ver las reacciones de algunas personas que avalan y defienden el actuar de personas tan perversas como es este viejo "#$%&/ del cura jaramillo. CAPAZ QUE EL WN SE LOS HAYA AFILADO!

Anónimo dijo...

Con respecto a este reportaje creo que nadie es dueño de la verdad absoluta sino parte e ella, pero si puedo decir que el "CURA JARAMILLO" no fue el mejor ejemplo de persona digna de destacar y si es verdad y porque no decirlo se hacía notar como el patriarca del pueblo y las personas que se encontraban bajo su alero naturalmente que deben tener sentimientos encontrados y felicito a aquellas que a pesar de todos logran decir quien era, si la Sra. Norma lo dice por algo será y no pongo en duda sus palabras si era capaz de discriminar a una mujer por sólo el hecho de ser madre soltera y muchas otras cosas más con eso como cura deja bastante que desear.
Se que en la actualidad no se encuentran nada de bien de salud y que pena que no este bien de su mente porque estoy segura que muchas personas les haría muy feliz restregarle en la cara lo cruel que fue cuando se sentía joven,con plata y poder para humillar al más desposeído yo diría fue lo peor que le pudo pasar a la comuna de Petorca tener un cura así. LO PEOR DE LO PEOR...

johan bahamondes p. dijo...

Buscando informacionsobre Chincolco para hacer un reportaje sobre su historia,tradicion y costumbres,me encuentro con todo esto que me deja una sensacion de intranquilidad.
Soy de La Calera y conozco Chincolco desde muy pequeño y al volver despues de 15 años,nunca pense encontrarme con historias tan aberrantes como estas (ciertas o no,dañan mucho a un pueblo que yo considero muy cariñoso).
Ahora por mi curiosidad extrema,me dieron ganas de dar un vuelco a mi reportaje e investigar sobre lo que realmente paso.
Por otra parte,el tema de ser gay o no en un pueblo chico es relevante porque es un pueblo de gente de campo,pero creo que la gente lo ha ido aceptando de acuerdo al tiempo que vamos viviendo.
Quiero mandar un cariñoso saludos a todos los chincolcanos y mandarles un gran abrazo porque si de algo estoy seguro,es que son re cariñosos con la gente de afuera.

Soy Johan Bahamondes P.
Integrante de Calerastream tv.

Magdalena dijo...

yo puedo contar esta historia en primera persona , pues me desgracio la vida,soy mujer heterosexual ,sin prejuicio alguno por la diversidad de genero,hace mas de 16 años que escribo un libro que creo habrá de marcar nuestra historía nacional, como lo fué la casa de los espiritus en sus tiempos ,cuando elsacerdote Jaramillo parta de este mundo será publicado,no por temor mas por respeto pues las victimas principales de su perversión aun viven .

Anónimo dijo...

estimados , como persona totalmente imparcial al respecto contare lo que yo viví en chincolco este verano al recibir la invitación para conocer este poco conocido pueblo . estuve 10 días
no había agua , no había bencina , no había locomoción , no había teléfono ni señal , no habían negocios , no había río , no había gas y muuuuchas otras cosas no había .....PERO LO QUE SI HABÍAN ERA MUUUCHA TIERRA SECA Y MUUUUCHOS MARICONES ... EN LA PLAZA , EN LAS VEREDAS , EN EL CERRO ... ESO SI HABÍAN , objetivamente eso viví , eso cuento