30.1.11

fatal

Encuentran muerto al turista mendocino en Chile

Había desaparecido el miércoles. Se encontraba de vacaciones con un grupo de amigos y luego de una discusión no lo volvieron a ver.

El joven mendocino de 22 años que desapareció el 19 de este mes mientras vacacionaba con amigos en Reñaca (Chile) murió el 20, atropellado por el metro (subte) en una estación entre el puerto de Valaparaíso y Viña del Mar, informaron voceros de Carabineros, la policía militarizada chilena.

Los padres de Roberto Soto, que estudiaba en la Universidad Maza de la ciudad de Mendoza y según sus familiares “era un hijo y compañero muy bueno”, reconocieron hoy el cuerpo, avisados por Carabineros de que “en el Servicio Médico Legal había un cadáver NN de un hombre que murió atropellado el jueves pasado”.

Los familiares habían informado a medios locales que el joven había salido el domingo 16 de enero para a pasar las vacaciones en Reñaca -playa de Viña del Mar, en la costa del océano Pacífico- con cuatro amigos que alquilaron una casa con los ahorros del año de cada uno.

Muchas familias de Mendoza suelen cruzar la cordillera de los Andes en época veraniega por la proximidad de las playas chilenas, no obstante que los precios en el país vecino son desfavorables para los argentinos por el cambio monetario.

Los amigos alertaron que el miércoles 19 Soto desapareció del albergue “tras una discusión con el grupo”, según algunos, o “tras un ataque de pánico” según otros.

A partir de allí familiares, compañeros y la policía chilena comenzaron una intensa búsqueda que incluyó sus fotos en medios gráficos de Chile.

Antes de viajar a Reñaca para buscarlo, los padres aseguraron que era “un chico serio que estudia y trabaja para costear sus gastos y no abandonaría el grupo para divertirse solo”.

Compañeros de estudios y familiares habían formado además una cadena de búsqueda por Facebook, pero esta tarde todo terminó de la peor manera luego que sus padres reconocieran el cadáver, que estaba en la morgue chilena desde el jueves pasado.

Mientras en Chile sigue la investigación, hasta ahora las presunciones indican que el joven cayó, fue empujado o se arrojó a las vías del metro en la estación Bellavista, entre el puerto de Valparaíso y Viña del Mar.

No hay comentarios.: